Noticias
Financiamiento vehicular continúa disminuyendo ritmo de contracción a paso sostenido en setiembre

El otorgamiento de créditos vehiculares ha venido mejorando sus indicadores en los últimos meses, poniendo en evidencia que la desaceleración sufrida como consecuencia de las medidas adoptadas por el Gobierno en la lucha contra el COVID-19 está siendo remontada paulatinamente. Como se puede observar en el siguiente gráfico cada vez el ritmo de contracción de este tipo de financiamiento es menor.

Si bien aún se observan indicadores negativos, el saldo de préstamos vehiculares en setiembre registró S/ 1,670 millones, cifra menor en 10.2% respecto a igual mes del 2019. Se esperaría que en los siguientes meses la magnitud de las tasas de variación negativas seas menores.

Como se recordará las medidas para mitigar el avance de la pandemia generó el deterioro de la demanda, la pérdida de puestos de trabajo y la disminución de ingresos de las familias peruanas.

Hacia adelante se prevé que la reactivación de diferentes actividades económicas devolverá el dinamismo a este segmento crediticio observado en meses pre pandemia, cuando reportaba tasas de crecimiento anuales superiores al 9%.

De otro lado, respecto a la calidad de la cartera crediticia vehicular, se observa un natural deterioro como consecuencia de la afectación de la capacidad de pago de las familias en la coyuntura actual.

Sin embargo; las medidas tomadas por las entidades bancarias apuntando a dar facilidades a los clientes para el pago de sus obligaciones financieras (periodos de gracia, condonación, reestructuración, etc.) han hecho posible atenuar dicho deterioro. Así, al cierre del tercer trimestre del 2020 el ratio de morosidad registró 5.8%, cifra 1.6 puntos porcentuales mayor a la observada al término de setiembre de 2019.

Etiquetas: